Aprobada la nueva ley sobre la accesibilidad cognitiva

El 31 de marzo el Estado español aprobó la Ley 6/2022 para regular la accesibilidad cognitiva y su aplicación, que modifica la Ley General de derechos de las personas con discapacidad y de su inclusión social.

La nueva ley reconoce la accesibilidad cognitiva y sitúa en primer lugar las necesidades del colectivo de personas en situación de discapacidad cognitiva y con dificultades de comprensión. La Fundación Catalana Síndrome de Down (FCSD) aplaude la aprobación y pide que el despliegue de la ley venga acompañado de recursos: “La accesibilidad cognitiva debe ser un derecho real como las rampas, el braille o la lengua de signos . Hay que prever los recursos necesarios para que se pueda desplegar plenamente”, afirma Katy Trias, directora general de la FCSD.

Desde hace años, la FCSD ha situado la accesibilidad universal como uno de los grandes retos actuales de la discapacidad intelectual. En este sentido, el diseño Universal es una obligación general de la Convención Internacional de Naciones Unidas sobre los derechos de las personas con discapacidad. Éste engloba el conjunto de características que hacen posible que un entorno, servicio, producto o medio pueda ser utilizado por el máximo de personas de forma accesible.

Facilitar la comprensión

En el caso de la discapacidad intelectual debe potenciarse la accesibilidad cognitiva de las informaciones. Es decir, los requisitos que debe tener el entorno para que cualquier persona pueda comprender, para decidir y participar por sí misma.

La Accesibilidad cognitiva es un derecho esencial para que las personas en situación de discapacidad intelectual puedan tener plena inclusión y autonomía.

De acuerdo con esto, la ley define la accesibilidad cognitiva como un conjunto de normas y requisitos que facilitan la comprensión y la interacción de las personas en situación de discapacidad intelectual con todos los entornos, servicios, procesos y procedimientos.

El texto indica que para garantizar la accesibilidad cognitiva será necesario utilizar la lectura fácil, los pictogramas y los sistemas alternativos de comunicación, entre otros.

Potenciar al asistente cognitivo

La FCSD defiende el papel fundamental que lleva a cabo el asistente cognitivo, figura que hemos estado poniendo en práctica con los acompañamientos realizados en Montserrat Vilarrasa, vocal para la discapacidad intelectual, en sus reuniones en el Consejo Rector del Instituto Municipal de Personas con Discapacidad (IMPD) del Ayuntamiento de Barcelona.

Sin esta figura, la participación en ese espacio de representación pública no hubiera sido posible. Así pues, la FCSD reclama que la figura del asistente cognitivo se aplique a más espacios públicos para fomentar la autonomía y la toma de decisiones de las personas en situación de discapacidad intelectual.

Foto: Sergio Ruiz